Saltar al contenido

Guía Rápida de Mantenimiento de Remolques

mantenimiento y reparación de remolques

¿Tienes o estás pensando en comprarte un remolque pero no sabes muy bien el mantenimiento que tienes que darte?

No te preocupes, aquí tienes las mejores recomendaciones para que tengas siempre a punto tu remolque y circules con él de forma segura.

¡Fuera problemas!

Consejos de Mantenimiento de un Remolque

  • Engrasado del cabezal: es muy recomendable revisar y engrasar el cabezal de enganche a la bola cada 10.000 km o una vez al año. Puedes usar una grasa multiusos, previa limpieza de la bola y cabezal. Esto se hace para evitar el desgaste que puedan provocar holguras, que podrían ser peligrosas a la hora de circular.
  • Tonillos de ruedas apretados por favor: hay que hacer una revisión con la llave para que estén perfectamente fijados. Con el uso y las vibraciones a veces se aflojan.
  • Engrase de rodamientos en los bujes: al menos una vez al año hay que desarmar, comprobar el estado de los cojinetes y volver a armar con grasa nueva y limpia. Comprobar que los retenes queden bien montados. En los remolques náuticos aconsejamos cada 6 meses cambiar los rodamientos del remolque ya que pueden resultar dañados por el agua salada.
  • Freno de inercia: si tu remolque dispone de freno de inercia debes revisar el estado de la zapatas de freno así como el engrasado del cable. Hacer una vez año si le damos bastante uso, o si notamos que no funciona correctamente deberemos cambiar las zapatas del remolque.
  • Revisión de Neumáticos neumáticos del remolque: se debe hacer periódicamente, tanto la profundidad del dibujo como el estado de presión de los mismos. Si mantenemos la presión correcta los neumáticos en tu remolque náutico o normal, tendrán una vida útil mayor.  Ojo con las ruedas para remolques pequeños que se desgastan muy rápido.
  • Mismas ruedas en el mismo eje: Hay que tener en cuenta que cuando se cambien las ruedas, y sobre todo en los remolques que tienen que pasar ITV, deben llevar las ruedas iguales en el mismo eje.
  • Remolques náuticos: especialmente en los remolques que se meten al agua salada se debe proceder a su endulzado posterior. Así  evitaremos la temprana corrosión y problemas en los cojinetes.
  • Eje de remolque: hay que cambiar el eje del remolque si creemos que está muy desgastado, oxidado (remolques náuticos) o se ha doblado a causa de algún bache en la carretera.